Guía de estudio

Cien años de soledad Pilar Ternera

De Gabriel García Márquez

Esta señorita está al tanto de todo. Pilar, una adivina que se convierte en madama de un prostíbulo, está íntimamente ligada a todas las generaciones de la familia Buendía. Tiene hijos con algunos de ellos, ayuda a otros a encontrar esposas y vive más de 150 años.

Todos sabemos que los Buendía son dados a perder la cabeza, ¿no? Imagina lo que pasaría si la novela solo hablara de ellos: sería difícil de leer porque no habría forma de librarse de la locura. Por suerte, de vez en cuando aparecen personajes como Pilar, que actúa como una influencia estabilizadora, una boya que nos mantiene a flote durante la tempestad.

¡Ser o no ser, he ahí la cuestión!

Pilar no parece un personaje muy realista, no solo porque puede predecir el futuro y vive mucho más que un humano normal. Es una mujer del estilo de Úrsula: desinteresada, entregada, laboriosa y decidida. Sin embargo, en el caso de Pilar, estas cualidades tan solo la convierten en víctima de abusos y traumas a manos de los mismos Buendía a los que intenta ayudar.

Seamos más específicos. Se acuesta con José Arcadio (II) y con el hermano de este más que nada por lástima. Tiene hijos con ambos, renuncia a ellos y estos nunca llegan a saber que ella es su madre. ¡Después uno de ellos, Arcadio, trata de llevarla a la cama! Gasta todos sus ahorros en conseguirle una esposa, etcétera, etcétera.

 
× Close Ad