Guía de estudio

Jane Eyre

De Charlotte Brontë

______________________________________________________________

Para esta guía, usamos la traducción de la Biblioteca Virtual Universal.
Puedes encontrarla aquí.

______________________________________________________________

En pocas palabras

No puedes ponerte mucho más romántico que Jane Eyre: una pobre, no querida y poco atractiva huérfana que usa su increíble personalidad para ganarse el cariño de una especie de aristócrata adinerado y vivir felices para siempre.

Ah, y cuando decimos que tiene una "personalidad increíble" queremos decir que "es directa y un tanto obsesionada con el deber de manera irritante". Y no nos olvidemos de mencionar que la especie de aristócrata es (1) cruel, (2) feo, y (3) viene con más equipaje que en un aerobús. Y lo de "¿felices para siempre"? Ja. Eso viene en las últimas páginas de un muy largo (y desastroso – piensa en "juegos mentales psicopáticos" y "gente aprisionada en el desván") cortejo.

Lo que queremos decir es que Jane Eyre no es exactamente la novela romántica de harlequín que un cartel de cine como este podría sugerir. Pero no te preocupes: aún así a la gente le agrada. Locura, discapacidad, misioneros y un delicioso toque gótico hacen que Jane Eyre sea una lectura cautivadora de un libro publicado (bajo el pseudónimo de Currer Bell) hace muchos años en 1847.

Aún así, pasan muchas otras cosas que lo que sucede en la creación del éxito de taquilla de Hollywood... a pesar de que Jane Eyre ha deleitado en la pantalla increíblemente treinta y tres veces. El núcleo de Jane Eyre consiste en una lucha en la que sin duda te sentirás identificado: la lucha de crecer y vivir una vida auténtica y que tenga sentido.

Entonces, ¿vivir una vida auténtica significa seguir a tu primo por todo el mundo para convertir a los "paganos"? ¿Significa vivir como una hilandera adinerada y enseñar a campesinos pobres a tejer? ¿O significa casarse con el siniestro y discapacitado propietario de la casa donde vives, el cual tiene un pasado sórdido y secreto?

Es como Choose Your Own Adventure, al mejor estilo del siglo diecinueve: si escoges inteligentemente, tendrás amor y una mansión con estilo; si escoges mal... bueno, ojalá te guste pasar mucho tiempo en desvanes.

¿Y a mí qué?

Cuando te fijas en Jane Eyre, puede que veas solamente una novela larga de una chica con un vestido feo y gris, cuya vida, muchas veces, es horrible. Ya sea que esté le estén dando arcadas por comer avena quemada en su horrible internado o al descubrir que su prometido ya estaba casado con otra o al caminar por el páramo muriéndose de hambre, la vida de Jane es muchas veces dolorosa.

La cosa es que leerlo no es para nada doloroso. De hecho, es como que después de un rato nos empezamos a obsesionar con todos los cruentos detalles. ¿Realmente se llegó a interrumpir la boda de Rochester en el altar en este momento? ¿Por qué decide Rochester mantener a su esposa encerrada en el desván? ¿Cuántas amantes tenía? ¿Era él el padre de Adèle o no? ¿Se casará Jane con su primo o aceptará cometer bigamia? ¿Hay un fantasma en Thornfield Hall... o es un vampiro? Podrían hacer un reality show de esto; sería como Supernanny + The Bachelorette + Ghost Hunters.

De hecho, aparte de ese deseo de aventura que todos tenemos, Jane Eyre también ofrece algo más: una historia de El Hombre que te desmoraliza. Una y otra vez, Jane está en situaciones donde ella es demasiado joven, demasiado pobre o demasiado indefensa para ganar, pero ella tiene que intentarlo de todas maneras. Y todos nosotros sabemos de eso.

Todos hemos sido ese muchacho a quien un adulto cualquiera como el sr. Reed o la sra. Reed o el profesor de matemáticas de cuarto grado fastidiaba simplemente porque esa persona tenía una vara metida en su... ya sabes qué.

Todos nosotros hemos tenido que aceptar que todos creerían en los adultos simplemente por ser adultos, así que se salen con la suya. Tal vez algunos de nosotros hemos sido también ese empleado joven a quien su jefe ha presionado para hacer algo inmoral o simplemente tener que trabajar hasta tarde.

O la novia que se entera de que su novio está saliendo con otra un viernes por la noche. Puede ser que esa "otra" no se trate de una loca pirómana vampiresa, pero mira, las comparaciones tienen un límite.

Lo que intentamos decir es: la mitad de Jane Eyre es un espectáculo de tipo "pásame las palomitas de maíz" y "no puedo creer que haya sido capaz de eso", y la otra mitad nos parece muy familiar. Incluso si nunca has sido la institutriz en una mansión que se está desmoronando. Oye, incluso si eres un chico, seguramente te has sentido débil e insignificante ("mezquina e insignificante") (2.9.23) alguna vez en tu vida.

Y no existe nada más empático que ver a la indefensa ser maltratada… y nada más satisfactorio que verla triunfar.

Frase Clave

"Es inútil aconsejar calma a los humanos cuando experimentan esa inquietud que yo experimentaba. Si necesitan acción y no la encuentran, ellos mismos la inventarán. Hay millones de seres condenados a una suerte menos agradable que la mía de aquella época, y esos millones viven en silenciosa protesta contra su destino" (capítulo 12, párrafo 5).

 
× Close Ad