Die Heuning Pot Literature Guide
Cite This Page
 
To Go
Orgullo y prejuicio
Orgullo y prejuicio
de Jane Austen

Sr. Darcy

Darcy es un arrogante aristócrata, dueño de la finca Pemberley, y tiene problemas al momento de valorar a las personas que están por debajo de su estatus social. Aun así, las mujeres lo adoran. Tanto que la última vez que revisamos Facebook, había más de 400 grupos con el nombre de “Mr. Darcy”. Una búsqueda rápida de títulos nos arroja lo siguiente: “me rehúso a casarme con alguien por debajo del Sr. Darcy”, “no busco al Sr. Perfecto, busco al Sr. Darcy”, “amo al Sr. Darcy tanto como para hacer sentir incómoda a Jane Austen”. ¡Wao! ¿Qué pasa con este tipo? 

Caballero al nacer, caballero al hacer 

¿En qué andan los chicos de Orgullo y Prejuicio mientras las chicas están viendo qué hacer con lo del matrimonio? Bueno, ellos también tienen que crecer y madurar. Excepto porque su prioridad principal es cómo ser los hombres correctos que deben ser. Así como Elizabeth es nuestro símbolo de la dicotomía entre las razones antiguas y modernas para casarse, Darcy es nuestro símbolo de los nuevos pensamientos acerca de lo que constituye un caballero en un tiempo donde el sistema de clases se está volviendo menos rígido, y la clase media está teniendo suficiente dinero como para comprar a la aristocracia. 

Antes de que cualquier movilidad social fuera posible (básicamente, en el siglo XVIII) había una idea bastante fija acerca de lo que un tipo tenía que hacer para ser considerado parte de la alta burguesía, que era básicamente, nacer en su seno. No tenías ni que hacer demasiado ni hablar demasiado; simplemente tener el ADN necesario y automáticamente entrabas en la élite y eras considerado más que los demás. 

Pero rápidamente, al comienzo del siglo XIX, las cosas comenzaron a cambiar. La aristocracia nota de pronto, que lo único que se necesita para tener sangre azul es un grueso fajo de billetes, por lo que se inclinan a reforzar los principios de buena crianza y comportamientos caballerescos aún con mayor fuerza. Ya no podrías simplemente alardear de tu estatus por tu parentesco, para ser un caballero de verdad, tenías que pensar y actuar como un caballero de verdad.

 ¿Cómo piensa un caballero? Darcy juega muy bien ese papel. Está completamente dedicado a su hermana, se preocupa por su finca y quienes allí viven, y es, generalmente, un destacado miembro de la sociedad. 

¿En cuánto a actuar como un caballero? Digamos que sus formas y lo que expresa públicamente, no son exactamente sus mejores atributos. Imagínate que lo invitemos a nuestra fiesta de Navidad. Bueno, él se sentaría en una esquina sin hablar con nadie y criticando nuestra decoración. En la superficie, es un hombre triste y orgulloso. Fíjate que a tan solo cinco minutos de llegar al pueblo, los mirones de Meryton se molestan por sus tonterías. También fíjate en la horrible proposición que le hace a Elizabeth, diciéndole que, es imposible que se enamore de ella.

 A medida que la novela transcurre, lo vemos actuando cada vez mejor. Lo hace bien con la tía y el tío de Elizabeth, y generalmente va mejorando. Para el fin de la novela, cuando Elizabeth ya está lista para tomar su decisión, Darcy se convierte en la mejor opción.

 Palabras, palabras, palabras

 ¡Sí, sí! ¡Ya te oímos! Matrimonio y más matrimonio ¡basta! ¿No hay más de qué hablar acerca Darcy y de todos en general? Bueno, está bien. Demos un enfoque diferente a este personaje, y quizá a toda la novela. Un enfoque que se trata de… redoblante, por favor… ¡formas de comunicación! (demasiada valoración para lo que fue ¿no? El redoblante quizá fue demasiado). 

Pero piénsalo: Darcy es terrible con el medio que la mayoría usamos para comunicarnos, también conocido como discurso. No se le da. O es demasiado honesto e insultante, o no puede fingir una pequeña charla y se las da de presumido, o es cruel y burlón… ¡y esto es con sus amigos! Es un real imbécil. Pero cuando pone la pluma sobre el papel… ¡Dios mío! Esa carta que le escribe a Elizabeth después de su desastrosa proposición hace que la chica se enamore. Tiene habilidades, el chico. Las demás cartas son importantes en la novela, pero ninguna como la de Darcy. ¿Qué nos dice eso de él? ¿Se comunica de otra forma? ¿Alguien más se comunica de esa otra forma?

Next Page: El Sr. Wickham
Previous Page: El Sr. Collins

Need help with College?